Opinión

“Esta es la última vez que nos presentamos al Congreso”, vino a ser el eslogan-justificación que los republicanos reiteraban el día de la presentación de las candidaturas. Pero no quedaba claro qué implicaba semejante afirmación. Si solo pretendía indicar que ya no habría ocasión de que se presentaran más veces porque, para cuando volvieran a tocar elecciones generales, Cataluña ya sería independiente, por el mismo argumento podían haber anunciado que no se presentaban. “¿Para qué se presentan?” (El País, 20 de desembre de 2015)